La natación se seca en España: sin Mundial por televisión, sin estrellas en la piscina

La natación se seca en España: sin Mundial por televisión, sin estrellas en la piscina

No deja de ser irónico, pero la piscina española sufre una tremenda sequía. El Mundial de natación que se está celebrando en Budapest, una de las grandes citas deportivas de este 2022, no se está viendo por televisión en España porque ninguna cadena (incluida RTVE, el ente público, que tradicionalmente apostaba por este deporte) ha llegado a un acuerdo con la FINA para emitirlo.

Es una realidad: sin cobertura televisiva el deporte languidece. La capacidad de una competición de calar en el imaginario colectivo depende en buena medida de que se pueda colar en las pantallas de los aficionados, como demuestra el creciente seguimiento de deportes como el pádel, que se emiten en directo, o la caída del baloncesto o el motociclismo en el momento en el que apostaron por las plataformas de pago.

Sin interés del público no hay interés de las marcas en publicitarse y dejarse dinero en patrocinio, lo que a su vez perjudica las posibilidades de llegar a la televisión… la pescadilla que se muerde la cola.

Pero no se puede achacar todo a la presencia o la ausencia de la televisión. De hecho, es causa y a la vez consecuencia de un mal mayor que achaca a la natación española: no hay un fuera de serie.

Tras la explosión de Mireia Belmonte (que no está en Budapest), hay muy pocos competidores de garantías ante el empuje de los nadadores estadounidenses, australianos, italianos o japoneses, que son los actuales reyes del agua. Con Caeleb Dressel o Kristof Milak como las grandes figuras masculinas y Katie Ledecky como la sempiterna emperatriz, la bandera de las barras y las estrellas es la gran dominadora: en apenas cuatro días de competición ya han alcanzado la veintena de medallas.

Las (escasas) opciones españolas

España, en cambio, dará por bueno si alcanza al menos una final en la piscina. De los ocho representantes españoles en este Mundial, el único con opciones reales es Hugo González de Oliveira, inscrito en 50 espalda, 100 espalda (donde se batió el récord del mundo, el italiano Thomas Ceccon), 200 espalda, 200 estilos, 4×100 estilos. Alcanzar el podio para el español será todo un hito.

🚨WOOOORLD RECORD🚨
🇮🇹 Thomas Ceccon!!!!! ⏱️51.60 // 100m BACK #FINABudapest2022 pic.twitter.com/4cOU62pVTE

— FINA (@fina1908) June 20, 2022

Si en la natación deportiva es complicado, en la artística no lo será menos. Iris Tió lidera el combinado nacional, y sin las rusas (vetadas) aún pueden rascar algo, tanto con el equipo como con el dúo y el solo.

Las mayores opciones están en el waterpolo, tanto en la femenina como en la masculina, que en ambos casos fueron subcampeonas en Gwanju 2019 y parten como dos de los grandes rivales a batir.

Deja una respuesta